Memorias del Porvenir
Sábado 6 de Septiembre del 2008
noticias de actualidad  

EL QUE RÍE AL ÚLTIMO
HOMBRE PREVENIDO...- ¡AY los vidrios!


DON RENATO

Breve temporada...
Sábado 6 de Septiembre del 2008
Don Renato

NARRADOR/Don Renato

Artista de la palabra que la usa para el nuevo milenio que empezó desde hace muchos ayeres y que va pa'largo.
Un hombre de letras que conoce y ofrece sus herramientas de trabajo.

Ustedes, amigos de la farándula rocambolesca, tienen ahora el gustazo de penetrar a ese Universo, cuyas leyes como las de ángeles amantes de la geometría y del cuadrado, y de centauros'como Pancho Villa, - que si viviera como temblarían los infelices! Hoy recordado a casi 100 años de la revolufia, de la bola...

Y cada mañana, en cada amanecer, se transforman en hombres como Andrés Manuel López Obrador.
- ¡De esa estirpe son los que necesita la patria!

Ayyy, Santa Apolonia
este dolor de muelas me vuelve loco
y es más terrible que el dolor del alma

Ayyy, Santa Apolonia, pídele ayuda a Santa Bárbara
y jalen las dos, jalen muy fuerte, jalen
con la furia del alma en las manos
jalen con toda la potencia divina
- y déjenme al fin sin muela alguna!

- Metáfora o realidad nacional?
- - - Extirpemos lo extirpable y mandemos al demonio lo demás!!!
- Les parece!

El poema de Santa Apolonia tiene autor y es nada menos que el alquimista chileno HERNÁN LAVÍN CERDA, que maneja con mucha responsabilidad las palabras de la tribu de Violeta Parra y Pablo Neruda, y que nos consta:

- Si así se pidiera para resolver los problemas de México, otro gallo nos cantara!

(exitado)
- ¡Auxilio! - ¡Socorro! - Nos roban el petróleo!

Hey familia, danzón dedicado...

Ahora, pregunto:
- Por qué protestan las amas de casa, al enterarse de que el aceite de cocina, le revuelven vaselina?
Nomás guisen unos cabellitos de elote y verán que bien peinados quedan.

Una de mis nietas me pide unos datos de la geografía moderna de México. No quiero desilusionarla pues me quedé en la conquista...del pluscuanperfecto
Pero busqué datos y esto encontré:
-En América, México es casi cinco veces menor que Canadá, cuatro veces inferior a Brasil, cuatro y media veces que Estados Unidos y con área un tercio menor a la de Argentina; mientras que podría encerrar dieciseite veces a Guatemala dentro de sus fronteras, dos veces a Venezuela, casi tres veces a Chile, cuatro veces a Paraguay y cuatro veces a Ecuador...

Y la clásica pregunta ya está lista:
- Entonces ¿por qué vamos tan mal?
- ¿Qué en esto de las privatizaciones se va a privatizar hasta el alma?
- ¿Por qué tienen manos libres los políticos, que son realmente un peligro para México?
- ¿Cómo andan los funcionarios y empresarios millonetas para la corrupción y hacerse güeyes?
- ¿Por qué se permiten esos contratos de asociación y de obras y servicios...?
- ¿No seremos más pobres si les damos a ganar a los españoles y a los gringos la lana que le hace falta a México?

El compadre Ficate me dijo el otro día:
-Compadre, seremos más pobres y estaremos más jodidos.
- Palabra!

Y yo le respondo, al fin respondón como soy:
Pero, además, compadre, cada semana sube el precio de la gasolina.

-Compadre, - no se haiga usted como haiga sido! Es que está el mantecas Carstens en Hacienda: No le alcanza su sueldo para tragar...ni llenar su tenate.
- ¿No hizo lo mismo Gil Díaz en tiempos del analfabestia Vicentico?

Pobre de México tan cerca de los States Quietos Hundidos y de los políticos como el “Carnicero Fox”, el puritita de la rechingada Emilio González Márques, el cavernario Juan Sandoval Iñiguez, y pa'amolar al prójimo: Kal D'Ron...
Y lo que es peor le llaman doctor Felipe Simi, o simio, procer de la quimioterapia social, miembro del cártel de bolillo capitaneado por el señor del Cabestrillo, por lo de la bicicleta, que es lo mismo.

-- Pa'que se sube!
-- Pa'que gobierna si no sabe!

¿Te acuerdas, compadre, de aquel Salinas que ni nos veía ni nos oía, que se parece al gober jalisquillo, que con puras mentadas de madre, palabras crueles y crudas, mandó a sus críticos a freír espárragos? Y el enano y de lentes, que derrapa a cada rato con sus profundas teorías políticas al pasar del electoralmente explicativo “haiga sido como haiga sido”, al valemadrismo “me tiene sin cuidado”, la patria y quienes habitan en ella. ¿Pero los ricos? ¿Cómo?

- Qué poca...!
Y esa percepción de su incapacidad ejecutivam lo ha colocado en riesgo de caer, no nada más del aparato de dos ruedas, sino del gobierno el cual no puede controlar...

Y los chamacos comen tres veces al día...

-Oye Camelia, - ¿Cómo le haces?

Además no es lo mismo disparar infracciones contra los tortilleros que, tiros de verdad contra los hampones del comercio, los sanjuandeletranescos, chupeteadores, conocidos por los rufos o los pitufos del hampa de cuello blanco.
Hombres de harta lana como el Slim de esquina con Teléfonos de México, pa'poner un ejemplo sopado en vidrio...

Pero - ¡Basta de tanta cháchara polaca!
Metamos el clutch para ir a la luna; caminemos por la vía láctea de la poesía de Efraín Huerta que, el crítico Rafael Solana, dijo que era sumamente desagradable, pero que se contaba en primera fila entre las mejores que se han escrito - ¿Quién lo entiende?

De su libro ESTRELLAS EN ALTO, aparecido en 1956, se destaca AVENIDA JUÁREZ.
Veamos si tiene derecho a estar presente en esta hora aciaga de que a tantos años siga diciendo cosas y verdades, y no esconde la mano, cuando tira las piedras poéticas mi buen Efraín:

Uno pierde los días, la fuerza y el amor a la patria, el cálido amor a la mujer cálidamente amada, la voluntad de vivir, el sueño, y el derecho a la ternura; uno va por ahí, antorcha, paz, luminoso deseo, deseos ocultos, lleno de locura y descubrimientos, y uno no sabe nada, porque está dicho que uno no debe saber nada, como si las palabras fuesen los pasos muertos del hambre
o el golpear en el oído de la espera ola del vicio
o el brillo funeral de los fríos mármoles
o la desnudez angustiosa del árbol
o la inquietud sedosa del agua...

Hay en el aire un río de cristales y llamas,
un mar de voces huecas, un gemir de barbarie,
cosas y pensamientos que hieren;
hay el breve rumor del alba
y el grito de agonía de una noche, otra noche,
todas las noches del mundo
en el crispante vaho de las bocas amargas.

Se camina como entre cipreses,
bajo la larga sombra del miedo,
siempre al pie de la muerte.
Y uno no sabe nada,
porque está dicho que uno debe callar y no saber nada,
porque todo lo que se dice parecen órdenes,
ruegos, perdones, súplicas, consignas.
Uno debe ignorar la mirada de compasión,
caminar por esa selva con el paso del hombre
dueño apenas del cielo que lo ampara,
hablando el español con un temor de siglos,
triste bajo la ráfaga azul de los ojos ajenos,
enano ante las tribus espigadas,
vencidos por el pavor del día y la miseria de la noche,
la hipocresía de todas las almas y, si acaso,
salvado por el ángel perverso del poema y sus alas.

Marchar hacia la condenación y el martirio,
atravesado por las espinas de la patria pérdida,
ahogado por el sordo rumor de los hoteles
donde todo se pudre entre mares de whisky y de ginebra.

Marchar hacia ninguna parte, olvidado del mundo,
ciego al mármol de Juárez y su laurel escarnecido
por los pequeños y los grandes canallas;
perseguido por las tibias azaleas de Alabama,
las calientes magnolias del Mississippi,
las rosas salvajes de las praderas
y los políticos pelícanos de Louisiana,
las bluebonnets de Biblias
como millones de palomas muertas.

Uno mira los árboles y la luz y sueña
con la pureza de las cosas amadas
y la intocable bondad de las calles antigüas,
con las risas antigüas y el relámpago dorado
de la piel amorosamente dorada por un sol amoroso.
Saluda a los amigos, y los amigos
parecen la sombra de los amigos,
la sombra de la rosa y el geranio
la desangrada sombra del laurel enlutado.

- ¿Qué país, qué territorio vive uno?
- Dónde la magia del silencio, el llanto
del silencio en que todo se ama?
(- ¿Tantos millones de hombres hablaremos inglés?)
Uno se lo pregunta
y uno mismo se aleja de la misma pregunta
como de un clavo ardiendo.
Porque todo parece que arde
y todo es un montón de frías cenizas,
un hervidero de perfumados gusanos
en el andar sin danza de los jóvenes
un sollozar por su destino
en el rostro apagado de los jovenes
y un juego con la tumba
en los ojos manchados del anciano.

Todo parece arder, como
una fortaleza tomada a sangre y fuego.
Huele el corazón del paisaje,
el aire huele a pensamientos muertos,
los poetas tienen el seco olor de las estatuas
-y todo arde lentamente
como en un ancho cementerio-.

Todo parece morir, agonizar,
todo parece polvo mil veces pisado.
La patria es polvo y carne viva, la patria
debe ser, y no es, la patria
se la arrancan a uno del corazón
y el corazón se lo pisan sin ninguna piedad.

Entonces uno tiene que huir ante el acoso de los búfalos
que todo lo derrumban, ante la furia imperial
del becerro de oro que todo lo ha comprado
-la pequeña república, el pequeño tirano,
los ríos, la energía eléctrica y los bancos-,
y es inútil invocar el nombre de Lincoln
y es por demás volver los ojos a Juárez,
porque a los dos los ha decapitado el hacha
y no hay respeto para ninguna paz,
para ningún amor.

No se tiene respeto ni para el aire que se respira
ni para la mujer que se ama tan dulcemente,
ni siquiera para el poema que se escribe.
Pues no hay piedad para la patria,
que es polvo de oro y carne enriquecida
por la sangre sagrada del martirio.

Pues todo parece perdido, hermanos,
mientras amargamente, triunfalmente,
por la Avenida Juárez de la ciudad de México
-perdón, MEXICO CITY-
las tribus espigadas, la barbarie en persona,
los turistas adoradores de “Lo que el viento se llevo”,
las millonarias neuróticas cien veces divorciadas,
los gangsters y Miss Texas,
pisotean la belleza, envilecen el arte,
se tragan la Oración de Gettysburg y los poemas de Walt Whitman,
el pasaporte de Paul Robeson y las películas de Charles Chaplin,
y lo dejan a uno tirado a media calle
con los oídos despedazados
y una arrugada postal de Chapultepec
entre los dedos.

CORTE MUSICAL

 

 

 


Sección: Política Inicio
correo: donrenato@iniciativa.de  



(c) Copyright 2006-2010 Memorias del Porvenir
(c) Copyright 2010 iniciativa.de
Todos los Derechos Reservados. All Rights Reserved
Si el contenido de Memorias del Porvenir se publica o se distribuye en otro lado favor de citar la fuente con el link activo correspondiente: http://iniciativa.de
No se permite lucrar con contenidos de Memorias del Porvenir ni con contenidos de iniciativa.de
En cualquier caso ponerse en contacto con: contacto.in@iniciativa.de