Memorias del Porvenir
Domingo 14 de Diciembre del 2008
noticias de actualidad  

ESA CONDICION HUMANA TAN DESVENTURADA

DON RENATO


La humanidad vive, y los mexicanos por supuesto, entre me das y te doy. Y entre más me das, menos te doy, o menos te sirvo, esto significa, que su condición esta sometida a los intereses que propugnan la sociedad y los hombres poderosos y, como es natural, se invierten los papeles.

Es decir, si los gobernantes, por elección, por ley, o por juramento, deben cumplir con sus deberes en el servicio, la responsabilidad y sobre todo, velar por los intereses de todos, no de unos cuantos, ni tampoco de un partido-su partido-, y no cumplen, ¡qué pasa!, sencillamente que desvirtúan su comportamiento y su honradez, y se convierten en acomodaticios y demandan del pueblo o de la sociedad, su apoyo irrestricto, para llevar a cabo una tarea que, desde su inicio, se consideró como una ilusión para la nación, sin beneficio alguno, para nadie, salvo para ellos.

Esta postura y comportamiento no es extraño a quienes han llegado a la presidencia de la república que, aparte de que su ego se satisface plenamente, se distorsiona su proyecto de servicio y de progreso, y se convierte en algo así como de locura, o una locura basada en el poder y que se construye con el poder, y que destruye a la nación, pedazo a pedazo o por bloques, contribuyendo, por razón lógica a esa actitud federal, los gobernadores de los estados, que siempre están en la misma línea de la locura del poder.

Cuatro casos en el pasado. Por ejemplo, Gustavo Díaz Ordaz, Luis Echeverría Álvarez, José López Portillo y Pacheco y Carlos Salinas de Gortari. En el presente, Vicente Fox Quesada y el actual mandatario que gobierna de facto, porque no ganó la presidencia, Felipe Calderón Hinojosa.

Todos han terminado por asumir sus gobiernos en medio de una locura sin paralelo con referencia al país que gobiernan y aunque al último le faltan cuatro años, su complicada personalidad, vendida o subastada al mejor postor y que en este caso, no sólo son los empresarios nacionales sino las trasnacionales, a las cuales les vendió su alma como se diría en el argot religioso, perdida la brújula y con comportamientos trastornados, o psicopatológicos, hacen que hacen, pero finalmente no hacen nada.

Y lo peor de todos los casos es que lo dicen públicamente o a través de la radio y la televisión, mientras el país se les desbarata en las manos, y responsabilizan a todos, menos a sí mismos porque su yo, insensible a las catástrofes provocadas, se piensan héroes y grandes hombre, superpoderosos y casi dioses, aunque tengan pies de barro que, con una simple pedrada, se caen de sus pedestales, desbaratándose como basura.

Entonces, qué nación o país, puede alcanzar las normas de bienestar para sus gobernados, sí ellos mismos están despistados en su política y desviados hacia intereses que sólo comparten unos cuantos y que siempre están en la nómina abultada de los poderosos, de los midas y los corruptos.

Trasportemos, por un momento, este escenario al hogar y descubriremos los mismos problemas, pero en micro, problemas que atañen al desarrollo familiar y a la prudencia para llevarse como padres e hijos, mujeres y esposos, parientes cercanos y lejanos y nos damos cuentas que, así como en la sociedad y en la política, hay envidias, rencores, filias y fobias, a nivel nacional, entre poderes federal y estatales, esto se convierte en una verdadero motín a bordo, por el botín, por la corrupción, por la enanez o el gigantismo de un gobernante loco, como sería el caso de Fox Quesada que, para casarse, por la iglesia, con su "Martha" que adora, tuvo que pasar por un proceso de evaluación psicológica y se le descubrió patologías de orden mental.

Entonces, ¿qué podemos hacer los invitados al circo político? Pues insistir en que haya referedums y pleibiscitos, en donde el pueblo, la sociedad, nosotros, digamos la última palabra, porque si seguimos aceptando a los psicopatológicos que lleven las riendas del poder, ¿cuál será el destino final de México? ¿A qué pasos está ya el precipicio donde se hundirá el país?

Sobre todo entendiendo que la vida es breve y que en esa brevedad de tiempo y de espacio, el hombre, la mujer y los hijos tienen derecho a la felicidad plena, con todas sus satisfacciones físicas y materiales, espirituales y de cultura y de arte. De otra manera, el hombre seguirá siendo un zoom polyticón, un homo erectus, un homo faber, y nada más, y cada día que pasa, fuera de la realidad del significado de la política en su propia vida y en la de los demás.

DON RENATO...en MEMORIAS DEL PORVENIR...Domingo 14 de Diciembre del 2008

 

 

 


Sección: Política Inicio
correo: donrenato@iniciativa.de  



(c) Copyright 2006-2010 Memorias del Porvenir
(c) Copyright 2010 iniciativa.de
Todos los Derechos Reservados. All Rights Reserved
Si el contenido de Memorias del Porvenir se publica o se distribuye en otro lado favor de citar la fuente con el link activo correspondiente: http://iniciativa.de
No se permite lucrar con contenidos de Memorias del Porvenir ni con contenidos de iniciativa.de
En cualquier caso ponerse en contacto con: contacto.in@iniciativa.de